See the current issue of Scrubs Magazine

Las 10 cosas más horripilantes que verás en un hospital

Thinkstock | istockphoto

Thinkstock | istockphoto

No me refiero a heridas tan grandes que podrías meter la cabeza dentro o a residentes que no han dormido en tres días, sino a las cosas desagradables que vemos a diario pero que con la familiaridad se hacen invisibles.

 

 

Las 10 cosas más horripilantes que verás en un hospital

10. Uniformes arrugados, zapatos sucios, pelos desarreglados o empleados desaliñados. Nadie quiere que su enfermera/o sea una persona dejada. Sin nombrar lo que unas uñas sucias pueden llegar a sugerir.

9. Montones de equipamiento en las salas.

Lo bueno que tienen las inspecciones de la Comisión Conjunta es que todo el mundo quita toda la porquería de los vestíbulos.

8. Cinta protectora, extrañas señales escritas a mano y señales de precaución por todos sitios.

Algunas de estas cosas son inevitables, como cuando algo está recién pintado o recién lavado. Pero, cuando pasados los días siguen allí, se convierten en algo molesto.

7. Pinturas “relajantes” tres por uno en las paredes.

Debido a que constantemente las encuentro en el hospital, debo ser de las pocas personas a las que estas pinturas pastel le sacan de quicio.

6. Faltas de ortografía.

A ver, si no sois capaces de escribir una señal sin hacer faltas de ortografía, ¿Por qué la ponéis? Esto hace que me cuestione el nivel intelectual de toda la institución.

5. Montones de basura en el puesto de enfermeras y sobre los mostradores.

Las superficies despejadas son importantes para hacer ver a la gente que tienes las cosas bajo control.

4. Habitaciones de pacientes desordenadas.

Ver nº5. Una habitación desordenada es peor que los polvos picapica en mi ropa interior.

3. Flores secas en el puesto de enfermeras o en los mostradores.

Esto merece una mención especial porque al poco tiempo empiezan a oler mal. Además, son deprimentes. ¿Qué dice de ti que ni siquiera puedas mantener con vida unas flores?

2. Papeleras rebosantes.

Dentro o fuera de las habitaciones, las papeleras rebosantes de basura o papeleras con un montón de basura alrededor ocupan el segundo lugar en la lista de cosas que me fastidian. Lo que me lleva a…

1. Salas de espera hechas una porquería

Cuando entro en la sala de descanso de mi unidad y veo paquetes de comida para llevar medio vacíos, vasos de plástico con restos de bebidas y objetos tirados por ahí como si hubiera pasado una manada de babuinos, se me remueven las entrañas. El único lugar al que la gente puede ir para escapar de las máquinas que pitan es la sala de descanso: no es justo que tengan que soportar toda la basura que los anteriores ocupantes han dejado. Me gustaría poder coger a los culpables y ponerles a limpiar autopistas.

Acerca de Jo, RN

‘Jo, RN’ es la autora del popular blog de enfermería Head Nurse.

SEE MORE IN:

Scrubs Contributor

We welcome your ideas and submissions to Scrubs Magazine! Here's how to submit your own story or story idea to our editors.
By

Post a Comment

You must or register to post a comment.

shares