Británico se convierte en el primer caso de fractura de pene vertical

0

Un hombre en el Reino Unido hizo historia clínica recientemente por una muy dolorosa razón. Parece ser el primer caso documentado de fractura de pene vertical después de quebrarse su pene a lo largo durante el coito. Piénsalo dos veces antes de volver a quejarte de una mala experiencia sexual… Con suerte, su miembro vivirá para contar la historia.

Una noticia dolorosa

El caso revolucionario se informó por primera vez en el British Medical Journal. El artículo dice que “su pene se dobló contra el perineo de su pareja”, el área entre el ano y los genitales, mientras embestía.

Parece haber roto su órgano reproductor, lo que ocurre cuando una persona rompe el “recubrimiento gomoso de tejido debajo de la piel que permite que el pene aumente de ancho y largo para producir una erección estable”. Los expertos dicen que generalmente ocurre durante una erección completa, lo que puede hacer que se sienta como un hueso roto.

El estudio señala que “hasta el 88,5% de las fracturas de pene ocurren durante las relaciones sexuales”, y un estudio retrospectivo de 20 años concluyó que “perrito” y el “hombre encima” son las dos posiciones principales que ponen en riesgo al pene durante las relaciones sexuales.

“Otras causas menores reportadas incluyen la masturbación, dormir boca abajo y ‘taqaandan’ (la práctica de detumescencia forzada realizada principalmente en países del Medio Oriente)”, de acuerdo al informe.

Sin embargo, este parece ser el primer caso de ruptura vertical del pene. Las imágenes por resonancia magnética muestran un desgarro vertical de 3 centímetros de largo (1 pulgada) a lo largo del lado derecho del miembro, a diferencia del desgarro horizontal típico.

El hombre solo sufrió una leve hinchazón en lugar del habitual sonido de “estallido”, piel inflamada y otros síntomas asociados con las rupturas fálicas.

Los proveedores tuvieron que operar al hombre en un plazo de 24 horas para evitar daños permanentes, incluyendo la disfunción eréctil.

Afortunadamente, la cirugía se realizó sin problemas. Los investigadores dicen que volvió a la normalidad y pudo tener relaciones sexuales seis meses después del procedimiento. Señalaron que pudo tener “erecciones de la misma calidad que las anteriores a la lesión, negando cualquier curvatura del pene o cicatrices palpables significativas”.

Debido a que este caso es el primero de su tipo, los autores del estudio no saben si las rupturas fálicas verticales “alteran el rendimiento o los resultados a largo plazo después de la reparación quirúrgica”.

Ruptura de penes

Ha habido otros casos notables de personas con ruptura de pene.

En 2019, Sean Marsden, de 48 años, partió su miembro a la mitad mientras mantenía relaciones sexuales con su novia. Al recordar el incidente, dijo que el dolor era insoportable y que su pene se hinchó con sangre hasta que tuvo el “tamaño de una botella de vino”.

Los médicos operaron al hombre y lo enviaron a casa al día siguiente con analgésicos recetados. Tuvieron que sujetarle una varilla de metal a los genitales para asegurarse de que el tejido volviera a crecer recto y no torcido. Le dijeron que no tuviera relaciones sexuales durante un mes, pero cedió y lo hizo solo tres semanas después de la operación. Dice que la primera vez fue dolorosa, pero todo salió como se esperaba.

“Los médicos dijeron que, si no me operaban, se podía deformar. Podría haber tenido una curva. Definitivamente voy a ser más cuidadoso en el futuro. Tenemos que ser más delicados porque no puedo permitir que eso vuelva a suceder”.

Está feliz de haber vuelto a la normalidad, pero aún no está seguro de poder tener hijos después de todo por lo que pasó.

“No estoy seguro de cuándo lo descubriré. Tengo que esperar hasta volver al hospital para saber más. Estaría devastado. No creo que suceda, pero nunca se sabe”.

En un caso más perturbador, los médicos descubrieron que el pene de un hombre de 63 años se estaba convirtiendo en hueso después de quedar en situación de calle. El hombre llegó al hospital por primera vez con dolor en la rodilla, pero los médicos le hicieron una radiografía para buscar huesos rotos.

En cambio, encontraron “una calcificación extensa, similar a una placa, a lo largo de la extensión del pene”.

Pero “no se realizó ninguna investigación de laboratorio, examen histológico o seguimiento” porque el paciente se fue antes de que pudiera realizar pruebas adicionales.

Solo ha habido alrededor de 40 casos de penes que se convirtieron en hueso, pero este fue el primer caso en el que todo el órgano parecía estar sufriendo de osificación.

“Nuestro paciente probablemente se presentó en la fase aguda de su enfermedad debido a la presencia de un dolor en el pene”, anotaron los investigadores.

La afección a menudo se asocia con la enfermedad de Peyronie, en la que se desarrolla tejido cicatricial dentro del miembro. La sífilis, la gonorrea y los traumatismos también pueden hacer que crezcan células óseas en los genitales. Los médicos suelen utilizar dispositivos quirúrgicos, de “estiramiento” o de vacío para extraer estas células.

Si estas historias no te asustaron para tener más cuidado en el dormitorio, nada lo hará. Sé amable contigo y con el cuerpo de tu pareja. Algunos errores pueden tener consecuencias que duran toda la vida.

Scrubs

Enfermera es suspendida por bromear sobre maltrato a sus pacientes en TikTok. Responde la hija de una paciente

Previous article

Padres demandan a hospital de Delaware por presentar declaraciones falsas de abuso infantil

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *