20 Confesiones sobre ser una enfermera de las que nadie habla

La enfermería es una industria apresurada con muchos altibajos. Trabajar como enfermera por lo general significa interactuar con docenas, o hasta cientos, de pacientes en un solo día. Cuando cada guardia es, literalmente, un asunto de vida o muerte, las enfermeras suelen experimentar su dosis de drama. Sin embargo, debido a la naturaleza profesional del trabajo, las enfermeras suelen controlar sus pensamientos y sentimientos más íntimos cuando tratan con los pacientes. Desde los médicos de los que se resienten en secreto hasta tratar con pacientes frustrantes, aquí tienes 20 confesiones sobre ser una enfermera:

1. Los chismes viajan rápido

Los pacientes tienden a ser abiertos sobre sus experiencias personales cuando hablan con las enfermeras, especialmente si están confinados en el hospital durante horas o días. Pero los pacientes deben darse cuenta de que las enfermeras pueden cotillear en el piso. Lo que sucede en la habitación de un hospital generalmente no se queda en la habitación del hospital.

2. No todas las enfermeras están de acuerdo con los médicos

Si una enfermera le dice a un paciente, “Usted tiene derecho a una segunda opinión”, por lo general significa que no está de acuerdo con el diagnóstico del médico o el tratamiento recomendado. Las enfermeras no están obligadas a coincidir con los médicos cuando administran la atención, por lo que pueden sugerirle al paciente que  busque una segunda opinión.

3. Muchos pacientes deberían haber venido antes

Una y otra vez, muchos pacientes se abstienen de buscar atención médica, aunque deberían haber acudido antes. Por lo general, las enfermeras procuran evitar hacer que los pacientes se sientan mal con ellos mismos, por lo que pueden decirles algo como esto: “Si esto vuelve a suceder, debe acudir al médico inmediatamente”.

4. Sonreír solo es parte del trabajo

Las enfermeras tienden a sonreír mucho cuando saludan y hablan con los pacientes. Pero sus pacientes no deberían tomárselo personalmente, la sonrisa es solo parte del trabajo.

5. Cuanto más enfermo está el paciente, menos se queja

Si un paciente está quejándose ante una enfermera, generalmente significa que están bien. Los pacientes gravemente enfermos tienden a mantenerse en silencio.

6. Sí, las enfermeras ven programas médicos – y se ríen de ellos

Es posible que los pacientes se pregunten si sus enfermeras alguna vez han visto un programa como Grey’s Anatomy. La respuesta suele ser sí, pero probablemente se burlen de lo poco realistas que pueden ser estos programas.

7. Los pacientes no son huéspedes de un hotel

A algunos pacientes les gusta que los atiendan como reyes, pero las enfermeras están disponibles para administrar atención médica, no para consentir a sus pacientes.

8. “Eres demasiado inteligente para ser una enfermera” es un gran insulto

A algunos pacientes les gusta pensar que las enfermeras son menos capaces que los médicos, pero las enfermeras aportan un montón de habilidades y experiencia médica a la mesa, incluso superando en ocasiones a sus superiores.

9. Algunas enfermeras son culpadas por el error de alguien más

La atención médica a menudo es un esfuerzo de equipo, lo que significa que algunas enfermeras pueden ser culpadas por el error de otra persona. Es solo una parte del trabajo, aunque resulta frustrante.

10. Los pacientes no deberían distraer a sus enfermeras cuando intentan hacer su trabajo

Si una enfermera está llenando un formulario, administrando medicamentos o haciendo alguna otra tarea importante, los pacientes deben mantenerse callados hasta que la enfermera termine. De lo contrario, la distracción podría hacer que la enfermera cometa una equivocación.

11. Los pacientes nunca deben mentir sobre su dolor

A algunos pacientes les gusta verse resistentes y mentir sobre su dolor, pero eso siempre es un gran error. Los pacientes deben comunicar claramente sus síntomas.

12. Beber agua antes de que le saquen sangre siempre es una buena idea

Si los pacientes están deshidratados, podrían quedarse dormidos o incluso perder el conocimiento después de que les saquen la sangre.

13. Los hospitales son una locura durante las vacaciones.

Los pacientes deben evitar ser admitidos durante las vacaciones, si pueden evitarlo. De lo contrario, probablemente tendrán que enfrentar largos periodos de espera.

14. Las enfermeras creen en los milagros

Las enfermeras se preocupan por sus pacientes, e incluso si las probabilidades son pocas, todavía están enfocadas en esperar lo mejor.

15. A algunos médicos no les importa el dolor

Es posible que algunos pacientes no obtengan la simpatía que esperaban de los médicos si sienten dolor.

16. Las enfermeras salvan tantas vidas como los médicos

A algunos pacientes les gusta pensar que los médicos son los verdaderos salvadores, pero las enfermeras a menudo son tan responsables como los médicos de las recuperaciones de los pacientes.

17. Si los pacientes están confundidos, háblales

Los pacientes deben hacer preguntas si están confundidos o pueden evitar conocer detalles importantes.

18. No todos los pacientes son agradecidos por la atención que reciben

Los pacientes pueden hacer que las enfermeras pasen un mal rato, incluso si la enfermera está haciendo todo lo posible por ayudarlos.

19. Los hombres tienden a abstenerse de recibir atención médica más que las mujeres

Cuando se trata de recibir atención a tiempo, las mujeres tienen un mejor desempeño que los hombres en cuanto a cuidarse y acudir al médico cuando sea necesario.

20. Solo los enfermos graves son admitidos en hospitales

Si los pacientes tienen síntomas leves, probablemente no serán admitidos en el hospital, por lo que es mejor visitar a un médico o especialista.

Las enfermeras claramente tienen mucho trabajo que hacer cuando se trata de cuidar a los pacientes.

Si eres una enfermera que está buscando un cambio de carrera, considera comenzar una carrera en enfermería de viajes. Tendrás la oportunidad de trabajar en hospitales y compañías de atención médica, conocer gente nueva y obtener una valiosa experiencia profesional.