Escuela de postgrado: 5 cosas que necesitas saber

graduate-schoolStocksy | Guille Faingold

Bueno, ha llegado el momento de decidir: ¿vas a ir a la escuela de postgrado o no? Le has estado dando vueltas a este tema durante bastante tiempo y ¡estamos aquí para ayudarte!

Hemos hablado con enfermeras que ya han pasado por allí y estamos a punto para explicártelo a ti. Aquí tienes los cinco puntos que no puedes seguir ignorando al tomar esta decisión tan importante.

1. Decide por qué quieres ir. “Dar un paso más en mi educación y carrera” suena muy bien en el currículo, pero realmente no contesta la pregunta POR QUÉ.

¿Quieres un nuevo trabajo que requiere estudios de postgrado? o ¿estás insatisfecha con tu trabajo actual? ¿Estás pensando en objetivos a corto y largo plazo? Sea cual sea tu respuesta, ¡sé honesta! Si tu respuesta es, “quiero ganar más dinero”, querrás analizar qué caminos puedes seguir dentro de la carrera de enfermería y que licenciaturas necesitas para llegar allí.

2. Decide cómo quieres ir. ¡Ha llegado el momento de profundizar sobre el tema! Aquí tienes algunas de las cuestiones que debes plantearte cuando busques el programa adecuado:

¿Tienes que desplazarte cada día? ¿Te gusta aprender online? ¿Aprendes mejor en una clase tradicional? ¿Eres disciplinada con tus estudios? ¿Tu programa ideal sería una mezcla de clases online y tradicionales? ¿Qué distancia estás dispuesta a desplazarte? ¿Qué pasa con las prácticas? ¿Quién las preparará?

3. Decide cómo lo pagarás. Este es a veces el punto decisivo. Considera la diferencia entre una carrera de dos años y una carrera de cinco años, además de tiempo completo versus tiempo parcial.

Aunque esta parte del proceso puede resultar más complicada, aquí tienes algunas preguntas que debes plantearte: ¿vas a pedir un préstamo? ¿Trabajarás a tiempo completo? ¿Cuál será tu presupuesto? ¿Ayudará tu empleador a pagar? ¿Qué becas hay disponibles?

4. Decide cómo quieres entrar. ¡Empieza ya tu búsqueda! Algunos programas de postgrado requieren exámenes de admisión y otros pueden requerir que escribas una tesis para poder licenciarte.

Piensa: ¿Qué tipo de trabajo estás preparada para hacer? ¿Estudiarás para un examen de ingreso? ¿Eres capaz de comprometerte a las exigencias de completar una tesis?

5. Decide dónde quieres ir. ¡Finalmente! La pregunta del millón.

¿Es una escuela acreditada y de confianza? ¿Es el programa importante? ¿Quieres estudiar en un sitio que priorice las necesidades del estudiante?

¿Buscas un programa que tenga en consideración a los estudiantes que trabajan?

¡Sí, sí y sí! Hemos guardado lo mejor para el final porque el programa que escojas tiene que ser el adecuado para ti. Dar un paso más en tu carrera es una oportunidad maravillosa, pero asegúrate de hacer tus deberes. El objetivo es tomar una decisión con conocimiento de causa basada en una búsqueda exhaustiva tanto a nivel personal como profesional.