¡Las 10 cosas más raras en los bolsillos de las enfermeras!

Thinkstock | Photodisc

Los bolsillos del uniforme pueden convertirse en los mejores amigos de una enfermera — como solo tienes dos manos, ¡tienes que ponerlo todo en algún sitio! ¡Pero también sabemos que esos bolsillos pueden dar lugar a algunos momentos “ups” cuando llegas a casa y los vacías! Preguntamos a nuestros fans de Facebook qué es lo más extraño que han encontrado en sus bolsillos al final de la jornada — échale un vistazo a sus hilarantes, un tanto repugnantes y, en ocasiones, obscenas respuestas (y ¡no olvides revisar tus bolsillos antes de irte del trabajo!)

¡Las 10 cosas más raras en el bolsillo de las enfermeras!

1. ¡La dentadura de un paciente! ¡Envuelta en un guante!¡¡¡Una locura, pero cierto!!!
—Teressa Darlene Brewster

2. Tenía un turno de 16 horas y tuve un paciente con dos dedos necróticos. Cerca del final de la segunda mitad del turno, cambié el vendaje del pie del paciente. Cuando estaba sacando el vendaje viejo, ¡se desprendió un dedo! Lo envolví en un 4×4 y llamé a la supervisora. Contando la versión corta, llegué a casa y vacié mis bolsillos y ¿qué saqué de allí? Lo has adivinado…¡UN DEDO!
—Lisa Odin

3. ¡Un diente! Nunca he conseguido averiguar cómo llegó hasta ahí…
—Cheryl Slay Bedard

4. Un cordón umbilical seco que una madre quería guardar, pero que se había quedado encima de la mesa. La llamé y ¡vino a buscarlo!
—Susan Williams

5. Un pene falso muy pequeño — tuvimos que hacer prácticas colocando un nuevo tipo de preservativo. Mi nieto fue el que lo sacó de mi bolsillo…no hace falta que diga que ¡tuve que dar muchas explicaciones!
—Wanda Rivers

6. Estaba ayudando a un médico a hacer una toracocentesis y el paciente empezó a toser cuando su pulmón se expandió. Todos nos agachamos para evitar los trozos de tumor que salieron volando y creí que habíamos encontrado todos los trozos…hasta el final del turno, cuando metí la mano en el bolsillo del blusón. Puf.
—Kristi Proffitt Rogers

7. Iba oyendo como un chisporroteo y no era capaz de averiguar de dónde salía…hasta que me cambié el uniforme. ¡Tenía una tetina de biberón envuelta atrapada en medio del sujetador! (Soy enfermera de maternidad) ¡JAJA!
—Cyndi Patiño

8.Un vaso con una muestra de heces. Estaba trabajando en Urgencias y teníamos mucho trabajo. Vi la orden en el ordenador y también la vio otra enfermera. Las dos acabamos cogiendo muestras del mismo paciente, solo que ella envió la suya directamente al laboratorio. Yo guardé la mía por si acaso y me olvidé de que la tenía en el bolsillo hasta que llegué a casa. ¡PUAJ!
—Sheryl Arce

9. Ataduras de muñeca…¡deberíais haber visto la cara de mi marido cuando las saqué del bolsillo!
—Poppy Hicks Spurlock

10. Un implante de pene…¡una historia muuuuuy larga!
—Shelly Zelasko

¿Cuál es la cosa más extraña que has encontrado en tus bolsillos al final del turno?